El Rey Felipe VI abre el Mobile World Congress

La inauguración del MWC 2018, la mayor cita mundial de la tecnología móvil, transcurrió con una actitud deplorable por parte de las autoridades independentistas

El rey Felipe VI inauguró oficialmente el Mobile World Congress 2018 en Barcelona, con una breve visita por algunos de los espacios del certamen. La llegada del monarca en la Feria de Gran Vía ha sido marcada por la ausencia del presidente del Parlament, Roger Torrent, y la presencia de sólo dos representantes de la Generalitat: el secretario general de la Presidència, Joaquim Nin, y el secretario general de Empresa i Coneixement, Pau Villòria; mientras que por el Gobierno asistieron la vicepresidenta Soraya de Santa Maria y el ministro de Turismo y Energia Alvaro Nadal

El Rey Felipe VI (c), junto al director del GSMA John Hoffman (i), la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau (2i), la alcadesa de L’Hospitalet, Núria Marín (3i), el directivo del GSMA, Michael O`Hara, (4i), la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Saénz de Santamaria (5d), el ministro de Turismo, Energía y Agenda Digital, Álvaro Nadal (4d), el delegado del Gobierno en Cataluña, Enric Millo (3d), y el presidente de la Fira Barcelona, Josep Lluís Bonet (2d),

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha querido mantener también un segundo plano situándose a distancia de la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, y de la alcaldesa de L’Hospitalet, Núria Marín. También ha formado parte de la comitiva inaugural el ministro de Energía, Turismo y Agenda Digital, Álvaro Nadal, el delegado del Gobierno en Catalunya, Enric Millo, y el consejero delegado de la GSMA–asociación que agrupa a la industria del móvil e impulsa el MWC-, John Hoffman.

Otros participantes de la visita inaugural han sido el presidente de Fira de Barcelona, Josep Lluís Bonet; el director de la Fundación Mobile World Capital Barcelona, Carlos Grau, y el presidente de Turismo de Barcelona, Joan Gaspart, entre otros representantes políticos y empresariales. El cortejo también ha contado con Xavier Trias (PdeCat), Jaume Collboni (PSC) y Gerardo Pisarello (Bcomú), pero no miembros de ERC y la CUP.

La fila de autoridades que ha recibido al Rey al llegar ha estado encabezada en sus primeros puestos por el primer teniente de alcalde de Barcelona, Gerardo Pisarello; el líder municipal del grupo Demòcrata en Barcelona, el exalcalde Xavier Trias; el líder municipal del PSC, Jaume Collboni.

A continuación han estado, en representación de la Generalitat, el secretario general de la Presidencia, Joaquim Nin, y el secretario general de Empresa, Pau Villòria, ante quienes el Rey ha hablado después brevemente.

Así, Pisarello ha representado al Gobierno municipal de Barcelona en la fila de autoridades que ha saludado a Felipe VI a su llegada, a diferencia de la cena de recepción del domingo, a donde la alcaldesa Colau asistió directamente.

El congreso prevé un impacto económico de 471 millones de euros y una asistencia de 108.000 personas, la misma cifra de personas que el año pasado. Tiene lugar hasta el jueves 1º de Marzo, en el recinto Gran Via de Fira de Barcelona, con actividades paralelas en el recinto Montjuïc y otros múltiples eventos en la capital catalana y L’Hospitalet de Llobregat.

Anuncios

DW de Alemania: Deforestación comercio agrario y corrupción

La Deutsche Welle (DW) cadena de Alemana de noticias para el extranjero, con mayor independencia periodística; recientemente estrenó un documental relacionado con el trabajo de Proética, sobre el trafico de tierras y la deforestación en el departamento de Ucayali, fenómeno que es muy similar en otros departamentos selváticos del Perú.Donde inversores extranjeros se apropian de forma irregular e ilícita de grandes extensiones de terreno, forzando la expulsión de agricultores locales en complicidad con malos funcionarios.

Liquidación total: comercio agrario en Perú Deforestación de la selva, comercio agrario y corrupción

Venezuela desapareció…¡

Emotivo y desgarrador articulo

(*) Por: Miguel Ángel Landa
Lo confieso: no tengo idea en donde estoy ni para donde voy. Las que fueron mis referencias para ubicarme en Venezuela han desaparecido. Es como volar en la niebla sin radio y sin instrumentos. Nací y crecí en Caracas pero ya no soy caraqueño: no me encuentro a mí mismo en este lugar convertido hoy en relleno sanitario y manicomio, poblado por sujetos extraños, impredecibles, sin taxonomía. A lo largo de mi vida recorrí casi todo el país, lo sentí, lo incorporé a mí ser, me hice parte de él. Hoy no lo reconozco, no lo encuentro. El extranjero soy yo.

Ocho generaciones de antepasados venezolanos no me ayudan a sentirme en casa. Nos cambiaron la comida, los olores de nuestra tierra, los recuerdos, los sonidos, las costumbres sociales, los nombres de las cosas, los horarios, nuestras palabras, nuestras caras y expresiones, nuestros chistes, nuestra forma de vivir el amor, los negocios, la parranda, o la amistad.

Forzosamente nuestro cerebro y nuestro metabolismo se fueron al carajo, ese ignoto lugar carente de coordenadas. Hoy somos zombis, ajenos a todo, letras sin libros, biografías de nadie. Nos quedamos sin identidad y sin pertenencia. Una forma muy ocurrente de expatriarte: en lugar de botarte a ti del país, botaron al país y te dejaron a ti.

Hoy Venezuela agoniza en algún exilio, pero no en un exilio geográfico. No, Venezuela se extingue aceleradamente en un exilio de antimateria, sin tiempo ni espacio.

Cualquiera sea el intersticio cuántico en donde se desvanece Venezuela, no podremos llegar a él. El país desapareció de la memoria de las cosas universales; no existen unidades o instrumentos capaces de medir su extraña ausencia.

No hay un cadáver que sepultar, ni sombra, huella, o testamento que atestigüen una muerte. Todo se perdió en un críptico agujero negro.

Más que una muerte esto ha sido una dislocación en el espacio-tiempo. Pronto se dirá: “¿Venezuela? Venezuela nunca existió Vamos a buscarlo JUNTOS….Tengo extraviado a mi país desde hace unos años y se llama VENEZUELA. Era un país donde tú encontrabas solidaridad, paz, amor, unión. Donde todos nos veíamos como hermanos de la espuma, de las garzas, de las rosas y del sol a pesar de ser hijos de diferentes padres. Donde salía a rumbear a las 9:00 p.m. y regresaba a mi casa a las 3:00 a.m. y no me pasaba nada. Donde estaba en una parada esperando un transporte público a cualquier hora del día y me sentía tranquilo y seguro. Donde iba al supermercado y no sabía cuál mayonesa, margarina, mantequilla, aceites, harinas, atunes, sardinas, detergentes, leche, azúcar, entre otros, escoger por la cantidad que habían y de distintas marcas. Donde iba a la escuela o liceo y respetaban al maestro o profesor. Donde en diciembre compartía las hallacas con los vecinos y con todos los amigos que llegaban a nuestras casas terminaba jugando domino. Donde el venezolano viajaba orgullosamente a otro país y cuando preguntaban de dónde vienes, rápidamente respondía de VENEZUELA.

Donde iba a comprar unos zapatos, un pantalón, etc. y aún quedaba dinero. Donde para él “esta barato dame dos” no había que pedir permiso. Donde cada domingo en familia se desayunaba arepa con queso guayanés, reina pepeada, perico o caraotas y carne mechada sin hacer colas.

VENEZUELA es un lugar donde entre sus playas quedo mi niñez, tendido al viento y al sol. Tiene muchísimas cosas maravillosas ese país, tu país, mi país.

HOY LES PIDO CON MI CORAZÓN ROTO DE TANTO EXTRAÑARLO, que si ustedes lo ven, le digan que llevo su luz y su aroma en mi piel y el cuatro en el corazón. Que amo, lloro, canto, sueño con volverlo a ver.

CÓMO TE EXTRAÑO MI VENEZUELA QUERIDA.-

Pasen este mensaje que con dolor hoy escribí para ver si alguien me da alguna pista de mi país.. Porque después de esta vida no hay otra oportunidad… TE AMO VENEZUELA…¡

(*) Actor, presentador, humorista y empresario venezolano, casado con la actriz y cantante Mirla castellanos.

Corrupción: América Latina- Transparencia Internacional

Índice sobre corrupción: 16 países de América Latina en rojo

Transparencia Internacional presentó su informe anual global sobre la percepción de corrupción del sector público. Pese a algunas excepciones, Latinoamérica sigue en niveles críticos.
La organización alemana, Transparencia Internacional, reveló su más reciente informe sobre la percepción de corrupción para el año 2017. El índice se calcula de 0 a 100, respectivamente de altamente corrupto a muy transparente y se establece gracias a expertos y actores del sector privado y su apreciación de la transparencia de lo público. En un panel de 180 países, los mejores alumnos son Nueva Zelanda, Dinamarca y Finlandia mientras que los peores son Somalia, Sudán del Sur y Siria.

La ONG lamenta que las mejoras sean muy sensibles o inexistentes, de hecho, resalta que los dos tercios de los países no superan el puntaje 50, lo cual corresponde a niveles altos de corrupción y que el promedio global sea solamente de 43. Denuncia también que “los activistas y los periodistas en los países corruptos arriesgan diariamente sus vidas por el hecho de denunciar”. Transparencia avanza la cifra que al menos 1 periodista es asesinado por semana en un país altamente corrupto.

América Latina no logra salir de la zona roja del índice sobre percepción de corrupción

El informe revela que la percepción de la corrupción en el sector público en los países latinoamericanos sigue muy alta a pesar de ciertos avances. La organización resalta la creación de legislaciones fuertes, como en Chile, y la investigación a altos personajes de poder como en Ecuador y Perú. No obstante, estos avances no son generalizados y “no constituyen políticas integrales que aborden las causas históricas y estructurales de la corrupción en la región”, argumenta la ONG.

En la tabla de 180 naciones, la peor calificada según el índice es Venezuela en el puesto 169 con un puntaje de 18. Le siguen Haití, Nicaragua y Guatemala entre los peores calificados sobre la percepción de corrupción.

Otros países como Paraguay, México, Honduras y Ecuador obtuvieron una calificación entre 29 y 32, muy alejada a la mejor calificada de todo el contiente americano: Canadá, con 82 de puntaje en transparencia y un honroso octavo lugar en el ranking mundial.

La voluntad política acerca de la lucha anticorrupción sufre de variaciones importantes entre países y eso podría explicar en parte el estancamiento de la región. Los países que consideran esta cuestión como prioritaria y actúan con un aparato legislativo eficaz, basado “mediante el consenso y la participación política”, logran mejorar sus puntuaciones rápidamente.

Mientras tanto, los países que no consideran este tema como prioritario empeoran cada año, revela el análisis.

Transparencia Internacional recomienda que se apliquen cambios de fondo sobre el “financiamiento de la política, de las contrataciones públicas y del fortalecimiento de instituciones jurídicas independientes” para que se puedan notar cambios reales.

MAPA ÍNDICE DE CORRUPCIÓN SEGÚN TRANSPARENCIA INTERNACIONAL

Seis países latinoamericanos celebrarán elecciones en 2018

El año 2018 es un año de elección en la región y no hay campaña que no trate del tema. Los casos de corrupción de la multinacional Odebrecht, lejos de estar todos eludidos, han revelado prácticas tristemente similares en la región en cuanto a los sobornos y a los financiamientos ilícitos. En 6 países latinoamericanos los ciudadanos estarán llamados a las urnas este año, dentro de ellos Venezuela, Colombia y México que tienen indicios de corrupción muy altos.

En Colombia, que va a vivir 2 escrutinios fundamentales en marzo y mayo, todos los candidatos tienen propuestas para frenar la corrupción. En particular, el país ha bajado 6 puestos entre 2016 y 2017 en la clasificación de Transparencia Internacional, pasando del puesto 90 a 96. El debate se seguirá intensificando en víspera de las elecciones, pero hay mucha incertidumbre acerca de la aplicación real de medidas con las que recomiendan las organizaciones internacionales.

Francia: Macron presenta plan de acción contra inmigración «no deseada»

Consejo de Ministros estudia ley que incluye como contrapartida medidas que integren a inmigrantes legales y «selectivos»

Gérard Collomb, ministro del Interior, presentará en el Consejo de ministros de este miércoles, presidido por Emmanuel Macron, un proyecto de ley que se pretende «enérgico, severo y humanista», pero parece muy restrictivo contra la inmigración y el derecho de asilo en todos los terrenos judiciales y policiales, abriendo el grifo a una inmigración selectiva.

El proyecto de ley será debatido y posiblemente enmendado en la Asamblea Nacional y el Senado a partir del próximo mes de abril, para entrar en vigor más tarde. Macron cuenta con una mayoría muy amplia de diputados en favor de su proyecto, pero podría ser matizado en el Senado, con mayoría conservadora muy independiente.

La filosofía del proyecto aspira ser eminentemente empírica: «Actuar más rápidamente, con más recursos y energía, y, en contrapartida, crear nuevos derechos y estatutos para categorías muy limitadas de inmigrantes cuidadosamente elegidos».

La futura ley creará, en su día, una legislación de nuevo cuño, tipificando nuevos delitos, para crear un nuevo modelo de inmigración controlada. De entrada, cruzar las fronteras francesas de manera ilegal podrá ser castigado con cierta severidad. Se trata de un arma de nuevo cuño contra la inmigración «no deseada». Los extranjeros que crucen una frontera por un lugar no autorizado, o con papeles falsos, podrán ser condenados a un año de cárcel y una multa de 3.750 euros. Punto muy sensible, deberá ser matizado a lo largo de un debate parlamentario previsiblemente inflamable, desde muchos frentes, políticos, técnicos y humanitarios. El Consejo de Estado ha contestado el contenido y la oportunidad de este y otros puntos.

Emmanuel Macron Presidente de Francia

En un segundo plano, la lucha contra los extranjeros sin papeles, con papeles falsos o en situación irregular, contará con nuevos recursos policiales y judiciales.

Los extranjeros residentes en Francia, sin papeles o con papeles falsos, con el fin de instalarse y trabajar ilegalmente, podrán ser condenados a cinco años de cárcel y multas de hasta 75.000 euros. Punto muy delicado. Las numerosas asociaciones que militan y prestan socorro de urgencia judicial a numerosos inmigrantes anuncian una batalla de recursos que es difícil calibrar prematuramente, hasta que no se conozca el detalle concreto de las posibles medidas. Macron podrá imponer su proyecto en la Asamblea Nacional, pero hay muchos otros terrenos donde podrá ser contestado.

En el terreno policial, se anuncian medidas coercitivas más expeditivas. Se amplía de dieciséis a veinticuatro horas la detención preventiva, con el fin de reforzar el poder de investigación policial y judicial. Los detenidos que rechacen la toma de fotos o huellas dactilares podrán ser expulsados con rapidez. Sin ser espectacular, la medida puede facilitar el trabajo de las policías de fronteras, donde suelen plantearse problemas.

Los extranjeros que lleguen a Francia más o menos legalmente verán restringidas las posibilidades de la demanda de asilo. Con el fin de poner fin a ciertos abusos de muy diversa índole, serán rechazadas todas las peticiones de asilo que no respondan a situaciones concretas, eliminando los posibles recursos, alegando razones médicas o familiares.

Censo de extranjeros
Con el fin de centralizar y agilizar la nueva política, la futura ley prevé una suerte de censo oficial de extranjeros, inmigrantes en situación regular e irregular. Se trata, en principio, de un proyecto de carácter burocrático de cierta envergadura. Una organización de nuevo cuño, informatizada, podrá centralizar todas las informaciones individuales, personales y familiares de inmigrantes, refugiados y demandantes de asilo. Desde su entrada legal o ilegal en Francia, inmigrantes o refugiados serán fichados para poder ser controlados con más eficacia, y para ser integrados o expulsados con mayor rapidez, evitando el laberinto burocrático actual, del que se benefician los inmigrantes o refugiados más avispados o mejor aconsejados.

Tras los capítulos expresamente represivos, el proyecto de ley que este miércoles aprobará el Consejo de Ministros tiene varias dimensiones humanitarias.

Hasta ahora, los beneficiarios de una carta de residente debían renovarla todos los años. Está previsto crear una carta de residente plurianual, de cuatro años. A partir de ese primer periodo de tiempo, los beneficiarios podrían tener derecho a una carta de residente por tiempo indefinido.

Inmigrantes de élite
Como candidato a presidente de la República, Emmanuel Macron insistió en defender un modelo de «inmigración elegida, no sufrida». Se trata de un modelo que ya defendió Nicolas Sarkozy, hace años. La nueva legislación debe perseguir la inmigración ilegal y favorecer una cierta inmigración de élite: estudiantes, profesionales calificados, familias con recursos más o menos sólidos.

La nueva ley debe crear una carta especial para jóvenes inmigrantes, estudiantes, que podrían tener ciertos derechos para buscar empleo y crear pequeñas empresas. No sin cierto optimismo voluntarista, el presidente Macron ha defendido este punto concreto de su proyecto diciendo que «Francia debe acoger a quienes deseen participar en nuestro dinamismo económico y en la difusión de nuestro patrimonio lingüístico y cultural».Juan Pedro Quiñonero

Perú: El incendio de Roma

Jaime de Althaus

Si va a dedicar sus energías a buscar alianzas populistas, es que ya lo hemos perdido como presidente y solo restaría formalizar la pérdida.

En el mes de diciembre, la economía apenas creció 1,3%, y la industria cayó -3,5%. En esas circunstancias, cuando varios sectores de la economía están pataleando para no terminar de hundirse, cuando el empleo formal viene cayendo y cuando desde hace tres años que no hay empleo nuevo para jóvenes, al presidente no se le ocurre mejor idea que proponer la subida del salario mínimo. En eso ha terminado el hombre que iba a hacer las grandes reformas para formalizar el país: propiciando la medida perfecta para que haya menos empleo formal y para que muchas pequeñas empresas que están en el límite quiebren. Parece que el presidente no sabe que el 49,3% de la PEA ocupada gana menos que el salario mínimo (Plades, INEI).

Son manotazos de ahogado. El problema es que toda la estructura política está embarcada en la irresponsabilidad y el desgobierno. El procurador Ramírez, fuera de toda coordinación de Estado, demandó a las consorciadas para que las declaren civilmente responsables sin que esté aprobado el proyecto de ley sustitutorio del D.U. 003, con lo que es posible que desde el martes se desate una ola de embargos catastróficos, que se sumarían a la decisión de los bancos de no prestar ni afianzar a ninguna empresa constructora mientras no haya reglas claras. El efecto combinado será la quiebra masiva del sector construcción y, por ende, de la economía entera.

El problema: Toda la estructura política está embarcada en la irresponsabilidad y el desgobierno.

Mientras tanto, como si no pasara nada, el Congreso da largas al proyecto de ley que evitaría esa quiebra masiva o quisiera que el Gobierno lo saque mediante decreto legislativo –lo que no tendría valor porque luego podría ser cambiado por el propio Congreso–. Da la impresión de que Keiko Fujimori goza viendo cómo se hunde el barco de su archienemigo, sin percatarse de que ese barco es el país, el trabajo y los ingresos de cientos de miles de personas. Aplica con más frialdad que la izquierda marxista la táctica de agudizar las contradicciones para pescar luego a río revuelto, sin percatarse de que en esa clase de río hay mejores pescadores que ella y con mucha más práctica.

Se habla de la vacancia presidencial, pero lo que tenemos es una vacancia general de la estructura política del país. Esta estructura tiene que recomponerse para recuperar un norte y conjurar este desgobierno absoluto en el que cada actor busca solo su propio beneficio de corto plazo. Porque aquí no funciona la ley del mercado de Adam Smith, que persiguiendo cada uno su propio beneficio consigue el beneficio colectivo. En la política puede ocurrir al revés si no existe una comunidad política gobernada por reglas mínimas de cooperación y convivencia.

Estamos en una tierra de nadie en la que solo florecen las iniciativas populistas, predatorias o rentistas, a costa del futuro del país. El propio presidente se suma a esta corriente deletérea. Si va a dedicar sus energías a buscar alianzas populistas o efectos de opinión pública que lo sostengan, es que ya lo hemos perdido como presidente y solo restaría formalizar la pérdida.
Fuente: El Comercio