Exito Empresarial: Las bragas brasileñas “low-cost”

En estos tiempos difíciles para todos, una idea ingeniosa puede cambiar por verdes los números rojos de una compañia. Y qué mejor ocurrencia que vender ropa interior muy sexy a precio muy económico. Así lo creyó oportuno la firma Marks & Spencer hace tres meses, cuando decidió vender packs de tres ejemplares de bragas brasileñas por el módico precio de 10 libras.

La ocurrencia tenía todos los ingredientes para convertirla en rentable. La gente, en teoría, sale menos, puesto que no hay tanto dinero para gastar, así que unas bragas brasileñas baratas son la mejor excusa para quedarse en casa. El resultado, de hecho, no se ha hecho esperar. Según ha informado el Daily Mail, la empresa ha disparado sus ventas de ropa interior un 64% desde el comienzo de la campaña y ya ha vendido más de 500.000 packs, gracias en parte al empujón de las mujeres y, también, al de los hombres, que consideran esta prenda mucho más sexy que las la ropa interior tradicional de Marks & Spencer. Visto el éxito, la compañía no ha querido dejar pasar este filón y la oferta cada vez es más extensa, con prendas de distintos materiales y varios colores, al gusto del consumidor.

Las ventas, evidentemente, no han llegado por arte de magia. Como parte de la estrategia, la compañía soltó un dineral para fichar para la campaña a la modelo brasileña (qué casualidad) de Victoria Secret, Ana Beatriz Barros. La intención de la compañía era ambientar el producto en las playas de Rio de Janerio; el mensaje, muy claro: ‘te vendemos bragas brasileñas como las de Victoria Secret a precios low-cost’. Vistos los resultados, está claro que ha calado entre los británicos.

Reflotan sus beneficios
La marca, poco conocida en España, vende prácticamente de todo, incluyendo muebles, artículos de diseño, comida, cremas hidratantes o perfumes. No obstante, son los bañadores y la ropa interior los que están reflotando su resultado. En la actualidad, Marks & Spencer cuenta sólo con cinco tiendas en toda España. De todas ellas, sólo una está en la península, concretamente en Marbella. El resto se encuentran en Canarias. La firma poseía establecimientos en Madrid, Barcelona, Sevilla y Bilbao, pero fueron traspasados en el año 2001. No obstante, si estás interesada en adquirirlas o quieres comprar un pack para tu chica, puedes efectuar la compra online. Todo sea por unas bragas sexys.
CF

Anuncios

Deforestación y degradación de bosques es causa del 21 por ciento de emisiones anuales de gases causantes del efecto invernadero

Foro de debate sobre reducción: Convención Marco sobre el Cambio Climático

Se está preparando un foro de debate interactivo sobre la «reducción de las emisiones derivadas de la deforestación y la degradación de los bosques en los países en desarrollo» (REDD+) que empezará a funcionar en agosto. La creación de este foro responde a una petición de las Partes en el 32.º período de sesiones del Órgano Subsidiario de Asesoramiento Científico y Tecnológico.

El foro servirá de plataforma virtual de debate para expertos técnicos que estén llevando a cabo actividades relacionadas con la REDD+. Esta nueva herramienta podría servir para que se entienda mejor el uso de metodologías del IPCC para el cálculo de emisiones y absorciones debidas a actividades de REDD+, así como para fomentar las capacidades técnicas para usar dichas metodologías.

El registro para el foro quedará abierto inmediatamente después de su lanzamiento en agosto. La secretaría invita a todas las Partes y a sus expertos, organizaciones e interesados directos pertinentes a participar en los debates y compartir sus experiencias con cuestiones técnicas relacionadas con la REDD+.

España: Jose Luis Rodriguez Zapatero adelanta las elecciones generales

El presidente del Gobierno español ha anunciado la convocatoria anticipada de elecciones generales para el 20 de Noviembre

El objetivo, ha dicho Zapatero, es que el nuevo Ejecutivo asuma el nuevo ejercicio político de 2012 desde comienzos de año.

Rubalcaba, candidato del PSOE a la presidencia, gana con esta decisición un nuevo pulso y logra que el presidente acepte el calendario electoral que él cree más conveniente para sus intereses.

La cita con las urnas en España queda fijada el 20 de noviembre. José Luis Rodríguez Zapatero ha desvelado la fecha en una comparecencia ante la prensa que comenzó a las 12,30 de hoy. Renuncia así a su intención de agotar la Legislatura hasta marzo. El presidente cree que las reformas necesarias para la reactivación de nuestra economía están ya en marcha y que por lo tanto ha acabado su hoja de ruta.

Ya advirtió el psado miércoles en el pleno del Congreso que aunque quedaba pendiente de tramitación como proyecto de ley, la negociación colectiva estaba plenamente vigente desde el momento en que la Cámara Baja convalidó el Decreto. En todo caso, el Parlamento volverá a abrir sus puertas la segunda semana de septiembre, pues la disolución formal ha de producirse 54 días antes de la fecha electora.

El presidente ha dicho en la rueda de prensa que, de este modo, dando a conocer la fecha de los comicios a finales de julio, antes de que fuera “jurídicamente necesario”, el debate público ya no girará en torno a la posibilidad del adelanto electoral, sino sobre las propuestas de las distintas fuerzas políticas. “Hasta entonces -ha asegurado-, el Gobienro seguirá ejerciendo todas sus funciones para aplicar las reformas aprobadas y para controlar el déficit público, objetivo funtamental para la recuperación económica”.

En cuanto al simbolismo de la fecha, el 20-N, ha dicho que cree que es la fecha que considera importante, para el conjunto de las instituciones, de la economía y de todos aquellos que están pendientes de las elecciones. “Es una fecha más”, ha asegurado y “es la que nos permite ajustar el calendario y evitar fiestas importantes”.

Ha explicado también Zapatero que “la fecha está pensada y madurada desde hace tiempo y que estaba condicionada a la aprobación o reforma de leyes importantes”.

El mejor enemigo de su pasado

Se va Alan Garcia, mas rechazado que aprobado
Por: Gustavo Gorriti, director de IDL-Reporteros
Reproducción de la columna ‘Las Palabras’ – Revista Caretas.

Las mejores cocinas del mundo surgieron en naciones castigadas por hambrunas, porque la escasez forzó la exploración y la creatividad. El recuerdo del hambre creó también la imagen del gordo capitalista como símbolo de prosperidad. Pero si las cocinas pobres se enriquecieron por sus sabores triunfales, el símbolo del obeso opulento sucumbió al colesterol y sus infartos hasta convertirse en la representación de pobreza urbana… con alguna notoria excepción.
Se nos va Alan García en medio de lo que pareciera un festival de disonancias cognitivas. Algunas cifras señalarían su gestión como un éxito, mientras que otras la grafican como bancarrota. Si las cifras de las encuestas dicen algo, se va más rechazado que aprobado, con un debate marcado por la carga contenciosa que ha signado toda su carrera política.
Admirado hasta el exceso incluso por personas inteligentes y detestado sin matices por gente capaz de análisis sutil en otras circunstancias, lo que resulta claro es que, a diferencia de otros políticos, cuando uno discute a García no puede separar al actor del libreto. En su caso, el actor es el libreto.
Hay consenso en considerar a García como un gran orador (anoto mi disenso. Creo que se estaciona con creciente frecuencia en una vacua ampulosidad que carece de pasión, de fuerza o de aquello que compensa su falta: ingenio o sabiduría). Quienes lo vieron retornar desde la infamia artificial que le fabricó el fujimorismo, en aquellos tiempos en que solo se lo llamaba ‘reo contumaz’; sumados a quienes lo vimos regresar desde la infamia real de su primer mandato, solo en parte redimida por la persecución de los 90, para resucitar a un Apra comatosa, maniobrando con destreza en la campaña para pasar a la segunda vuelta con un ombligo de ventaja y amenazar con la victoria en 2001; pasaron a pensar en él como un Maradona electoral, capaz de desequilibrar defensas cerradas pero estólidas y de lograr victorias inesperadas, pero de alguna forma inevitables.
El 2006 García hizo su mejor faena en la primera vuelta. Cierto es que la vocación por el desacierto de Lourdes Flores lo ayudó mucho, pero en cuanto logró superarla y pasar a la segunda vuelta contra el entonces rígido y radical Ollanta Humala, era difícil no ganar. Aún así, hizo una buena campaña, serena, sin fatigas y sin dejar de aprovechar los errores de su adversario.
De esa manera volvió al poder en 2006, dieciséis años después de haberlo dejado en medio del oprobio para él y el peligro para nosotros.
García resultó un armario de sorpresas. El joven presidente de antaño se convirtió en el mejor enemigo de su pasado. Eso, dado lo catastrófico que este había sido, no era malo sino lo contrario. Pero lo notable fue cómo y hasta dónde se dio ese cambio.
Al fin y al cabo se trataba del líder que, según una buena fuente de esos tiempos, le había recitado a Kim Il Sung fragmentos de uno de los poemas de éste, en coreano, durante su visita a Corea del Norte en los 80, provocando, me relataron, que aparecieran unas lágrimas de emoción en los ojos del viejo tirano.
Por si aquello fuera muy lejano, se trataba también del líder que se había movilizado en las calles contra el TLC con Estados Unidos, patadita de por medio en junio de 2004, hasta que un viaje más bien tardío a Estados Unidos lo había convertido al concepto que presidió su gestión: Inversiones García.

Cuando un pensador serio cambia de ideas, suele esforzarse por explicar las razones y el proceso que lo llevaron al cambio.

Algunas de las páginas más intensas, apasionantes, a veces desgarradoras del siglo XX, fueron escritas por intelectuales que relataron el camino de su desilusión de la ideología comunista, que antes atrajo a algunas de las mentes más brillantes, conmovidas por la esperanza de justicia social o por la necesidad de lucha contra el fascismo. Otros, como Isaac Deutscher en su memorable “Herejes y renegados”, describieron las formas de ese desengaño. Pero en casi todos los casos hubo un gran esfuerzo por explicar el cambio. Era lógico hacerlo. Si uno defiende pensamientos que movilizan adhesiones, entusiasmos y acciones; y luego pasa a considerar erróneo y hasta nocivo aquello que sostuvo y proclamó, ¿cómo no explicarlo a los demás cuando haya acabado de explicárselo a sí mismo? ¿No es un deber de integridad moral e intelectual?
No lo es para un sofista, que se viste y desviste de razones como otros de ropas interiores y exteriores. Y no lo fue para García, que se convirtió en una suerte de neoliberal (lo que ese término significa en Latinoamérica) recargado sin solución de continuidad con su pasado diferente.
Lo curioso es que su metamorfosis política vino aparejada por la física a través de un espectacular aumento de peso y volumen que lo convirtió en un retrato de esos millonarios dickensianos del siglo XIX, reventando de prosperidad en medio de un mundo de anoréxica pobreza.
El ‘reo contumaz’ de anteayer, el socialista a lo Bettino Craxi, terminó rodeado por los signos y personajes casi caricaturescos de la opulencia oligárquica ultraconservadora de antaño. Desde la Confiep al Opus Dei, con el toque contemporáneo de Odebrecht.
Se dirá, y se dice, que todo eso ha sido para bien, y que el García de 2006-2011 ha hecho progresar tanto al Perú cuanto el García 1985-1990 lo hundió. Así, ese segundo período se explica no solo como consecuencia de la madurez sino también como una restitución.
Y es cierto que nadie debiera estar en desacuerdo con una década continua de crecimiento económico. Por mala o muy mala que sea la distribución de la riqueza, su existencia le cambia la vida al país. La causa mayor de ese crecimiento ha sido el incremento gigantesco de la demanda por materias primas. Pero no ha sido poco mérito el tratar de aprovechar las térmicas favorables de la demanda para crecer con una oferta mayor, manteniendo disciplina y racionalidad en el manejo fiscal.
Ese es un logro indudable de García II. El otro es que, pese a muchas tensiones, contradicciones y hasta crujidos ominosos, el sistema democrático se mantuvo y funcionó.
¿De qué quejarse entonces? ¿No se creció, y mucho, en democracia? ¿Qué más se le puede pedir a un gobierno que prosperidad y libertad? ¿Qué importa, en perspectiva, que García se hinche, se contradiga cuando quiera y hasta hable en forma que hubiera provocado algún rubor entre los barones del azúcar de antaño?

Pues sí importa, y mucho.
LA parcial sensatez económica –que, como dice el escritor Percy Espinoza “en tiempos normales no debería de considerarse una virtud”– no es, como se ha visto, una garantía de estabilidad. De hecho, la inestabilidad política suele acrecentarse en períodos de crecimiento desordenado, arbitrario y mal distribuido. Mucho más, por supuesto, cuando campea la corrupción.
Petroaudios, Cofopri, Bagua, ‘reconstrucción’ de Pisco, “perros del hortelano”, alianza con el fujimorismo, indulto a Crousillat, decreto 1097, conflictos mineros, licitaciones y concursos dirigidos, la corrupción militar y policial, las fallidas acciones en el VRAE, las gigantescas cutras en obras públicas, las inauguraciones truchas, el soborno por ascensos a generales, el conflicto de intereses como norma de la acción de gobierno. La disposición a defender a ultranza a algunos ministros o colaboradores cercanos junto con la de sacrificar a otros para centrar en ellos el escándalo.

Cada una de esas palabras representa una historia diferente de arbitrariedad, indiferencia o simple y frecuentemente, corrupción.

Por eso, en medio del crecimiento, la corrupción sigue siendo la preocupación central de los peruanos, junto con la lucha contra el crimen.

Y por eso una mayoría de peruanos despide a García con desaprobación. La metamorfosis afectó dramáticamente su relación con la balanza pero no su relación con la Historia.

Gastón: “Gracias a Teresa ya no soy un confundido chef, sino un orgulloso cocinero”

Estas son algunas de las palabras que Acurio le escribió a Elena Santos, hija y heredera de la fallecida cocinera

El lunes, Gastón Acurio, a través de su cuenta de Facebook, le pedía a todo el Perú que orara por Teresa Izquierdo, quien en ese momento se encontraba en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Rebagliati.

Hoy, la noticia del sensible fallecimiento de la emblemática cocinera puso al país de luto y entristeció el corazón de muchos chefs. A continuación, la carta que Gastón le escribió a la hija de doña Teresa, Elena Santos; y que también hizo llegar a elcomercio.pe.


Querida Elena,
Conocí a tu mamá cuando yo tenía solo 8 años. Mi padre solía pedirle que organizara los almuerzos criollos de su compañía y puedo decir que, de alguna manera, fue la imagen que ella irradiaba trabajando con alegría entre ollas y sartenes y, por supuesto, la inolvidable sazón que lograba transmitirle a cada plato lo que inoculó en mí la magia de la cocina.

Y fue tu querida mamá Teresa la que años después, con su tremendísima sabiduría y, sobre todo, con su inigualable buen corazón -a pesar de todas las adversidades que la vida le puso-, la que volvió a inocular en mí ese ingrediente que tanta falta nos hace a los cocineros que a veces creemos saberlo todo y sentimos merecerlo todo: el de su insuperable y siempre aleccionadora humildad.

Sabiduría, buen corazón, humildad. Virtudes que a cada instante nos recordó mamá Teresa en cada uno de sus actos y que hoy, gracias a ella, forman parte de los principios y valores que todos los cocineros peruanos sabemos que debemos cultivar.

Quiero decirte con esto, querida Elena, que es gracias a tu mamá Teresa que hoy ya no soy un confundido chef, sino más bien un orgulloso cocinero. Y que gracias a ello hoy los cocineros peruanos no solo podemos cocinar mejor, sino intentar cada día ser mejores personas. Cada día más humildes. Cada día buscando la sonrisa y la concordia entre todos. Cada día aprendiendo de todo y de todos. Todo ello es hoy real y posible gracias al ejemplo inmenso de tu mamá Teresa, que hoy se despide físicamente pero que permanece en nosotros y en el corazón de todo el Perú hoy, mañana y por siempre.

Querida Elena, sabes bien que hace cuatro años mamá Teresa casi se despide de nosotros, pero se quedó. Y sabes bien que afortunadamente en estos cuatro años que nos regaló pudo disfrutar de un reconocimiento y cariño que hasta ese momento era solo de amigos y clientes, y se convirtió en un cariño de todo un país.

Pudo en estos cuatro años disfrutar de premios, reconocimientos y muestras de agradecimiento de toda índole. Y si bien esto fue para ella algo que nos hacía demostrar que no era tan importante ni necesario ni merecido, según su manera de entender la vida, tú y yo y todo el Perú sabemos que era lo justo, lo históricamente postergado y, sobre todo, más que merecido.

Mamá Teresa se ha despedido feliz, querida Elena, y sobre todo te deja la fortuna de heredar su ejemplo y hacerlo aun más grande. Inmensa tarea la que te espera, querida Elena. Inmenso honor el que se te encomienda. Hoy eres ya Elena Izquierdo, la hija de nuestra madre Teresa Izquierdo. Elena Izquierdo, la que continuó con honor, talento, buen corazón, sabiduría y humildad, el camino que Teresa hoy nos deja marcado. Y a tu lado estaremos todos orgullosos acompañándote.

Hoy estamos todos tristes pero, sobre todo, seguros y protegidos porque desde hoy Teresa estará más cerca que nunca de cada uno de nuestros actos. Larga vida a ti Elena. Agradecimiento eterno a mamá Teresa.

Alan Garcia: Deja economía saneada y 217 conflictos sociales

El balance en rojo de su gestión lo constituyen 104 personas muertas y 1.398 heridas

No hay nada de lo que se jacte más el saliente presidente Alan García que de entregar a su sucesor Ollanta Humala un país con un crecimiento económico del 7% en promedio anual, una inflación menor del 3%, y unas reservas internacionales que alcanzaron un acumulado histórico de 47.000 millones de dólares.

Pero ese no es la única herencia que el 28 de julio García legará en la ceremonia de transferencia de mando.

Durante sus cinco años de gobierno (2006-2011) se multiplicaron los conflictos sociales y las demandas populares insatisfechas. Recibió el país con 84 y le entregará a Humala 217 confrontaciones, según la autónoma Defensoría del Pueblo.

García se hizo globalmente famoso durante su primer mandato (1985-1990) por declarar una moratoria en los pagos de la deuda externa peruana e intentar estatizar la banca. En su segundo período, su política bandera fue la de permitir la explotación petrolera en la jungla peruana y promover los intereses de las multinacionales de energía y minería, lo que enfureció a los habitantes de las zonas. El sector representa más del 60% de las exportaciones del país.

Los grupos indígenas del Amazonas se organizaron en contra del gobierno que concesionaba gas y petróleo en sus territorios ancestrales sin su permiso lo que, a su vez, enfureció a un García, de personalidad autoritaria y poca capacidad autocrítica.

El balance en rojo de su gestión lo constituyen 104 personas muertas y 1.398 heridas, la mayoría por disparos de bala, en protestas sociales de 2008 a la fecha, según la Defensoría, “en un periodo en que no hemos tenido guerras civiles, no ha habido guerras interiores”, dijo el sociólogo Nelson Manrique.

“En lo positivo (García) deja una economía básicamente saludable”, agregó Manrique. “En lo negativo, ha sido autoritario, no ha habido política de diálogo, ha postergado un conjunto de reivindicaciones que han generado este ambiente de explosividad social”.

En octubre de 2007, García dijo, en una columna en el diario El Comercio, que las “ideologías superadas” eran un gran lastre para el desarrollo de Perú. “El viejo comunista anticapitalista del siglo XIX” se ha convertido en el siglo XXI, en “medioambientalista”, y que en el caso del petróleo se inventaron la figura del “indígena no contactado” (que no ha tenido contacto con otras culturas) para preservar la integridad de la selva peruana.

Para Manrique el proyecto que impulsó Alan García “no podía ser impuesto pacíficamente, porque afectaba los intereses de los sectores populares, comunidades, comunidades nativas, trabajadores en general… tenía que imponerlas recurriendo a la sorpresa en algunas casos, el engaño en otras, las dilaciones, y cuando eso no funcionaba había que recurrir a la violencia”.

Amparado en facultades legislativas concedidas por el Congreso, el Ejecutivo expidió un decreto legislativo eximiendo de responsabilidad penal a miembros de las fuerzas armadas y policiales que causen lesiones o muerte en ejercicio de sus funciones para mantener el orden público. Para los organismos defensores de los derechos humanos, en la práctica le dio luz verde a la represión del movimiento social. Ahora, esos casos los examina la justicia penal militar.

El peor hecho de violencia ocurrió en 2009 con la muerte de 34 personas, entre ellos 24 policías, en un cruento enfrentamiento entre agentes y nativos amazónicos que protestaban por dos decretos legislativos sobre los que no fueron consultados y que, según ellos, permitían la venta de sus territorios ancestrales para operaciones petroleras y gaseras.

No se recuerda en la historia de Perú un incidente con tan alto costo de vidas en una protesta social.

En un tono de profundo desdén García dijo refiriéndose a los indígenas: “estas personas no tienen corona, no son ciudadanos de primera clase que puedan decirnos a 28 millones de peruanos, tú no tienes derecho de venir por aquí”.

Los nativos bloquearon por más de 50 días una carretera en la ciudad selvática de Bagua, y cuando la situación se volvió insostenible, el gobierno envió a 500 policías para desalojar por la fuerza a unos 5.000 indígenas.

Un grupo de policías fue cercado por los indígenas y usó sus armas en defensa propia. Pero los nativos, que eran más numerosos, lograron arrebatar el armamento a los agentes y disparar contra ellos.

En otro lugar, otro grupo de policías fue secuestrado por nativos y luego fueron asesinados a balazos. Algunos que trataron de escapar fueron perseguidos y atacados con lanzas.

“(García) ha sido un gobernante nefasto, autoritario, irrespetuoso, un gobernante que no respeta los derechos humanos… y está demás decirlo, (con) una actitud despectiva hacia los pueblos”, dijo el líder indígena Alberto Pizango, que pese a que no se encontraba en Bagua durante el violento choque, fue responsabilizado por el gobierno de azuzar a los indígenas. Actualmente afronta tres procesos penales en relación con los hechos, y no puede salir del país.

Rolando Luque, funcionario de la Defensoría del Pueblo, dice que más del 50% de los procesos de diálogo instaurados para solucionar conflictos sociales se iniciaron después de generada la violencia, lo que demuestra una “falta de reflejos” del gobierno para actuar en las etapas tempranas del conflicto.

Las protestas sociales no dieron tregua a García ni siquiera a finales de su mandato. Apenas faltando un mes para que entregue la presidencia, una protesta en la región Puno contra la contaminación de la minería informal dejó cinco pobladores muertos en un violento choque con la policía, que buscaba impedir que vándalos destrozaran las instalaciones del aeropuerto de la ciudad de Juliaca.

Pero más que atribuir responsabilidades al gobierno por el incremento de los conflictos sociales, Luque afirma que esa situación se produce en una coyuntura de crecimiento y veloz desarrollo que viene experimentando Perú, adonde llegan en gran escala las inversiones de empresas transnacionales básicamente dedicadas a la extracción de los recursos naturales.

“Eso produce un encuentro entre dos mentalidades, dos maneras de entender el medio ambiente, entender el desarrollo o entender en general la cultura: la empresa, con sus objetivos económicos muy definidos y, por otro lado, las comunidades de sierra o de selva que perciben que su medio de vida puede estar en riesgo, el agua, la tierra, que les ha servido como formas de subsistencia ancestral”, dijo Luque.

“Cuando se emite una norma jurídica que no ha sido consultada, la población interpreta: ‘están menospreciándonos’, (piensa) que el estado no reconoce su condición de ciudadano, y además ciudadano con derechos especiales por tratarse de pueblos indígenas, y eso significa para ellos una pérdida de respeto de parte del estado, de las empresas, hacia estas comunidades”, agregó.

“Se dice que hay más conflictos sociales, y claro, si es que hay cinco veces más inversión”, dijo García en una entrevista con el diario El Comercio publicada a mediados de julio. “Se habla de ausencia del estado, y acabo de decir que se han electrificado 978 pueblos, se han entregado 47.000 computadoras en Puno, se han construido colegios, carreteras en Puno, de manera que eso de la ausencia del estado… no es cierto”.

Al ganar la presidencia en 2006, García prometió trabajar por la justicia social y por redistribuir la riqueza en favor de los desposeídos. Además dijo que implantaría “un gobierno de diálogo y apertura”.

Afirmó que no olvidaría a las regiones más pobres de Perú que no votaron por él, y que no habría “ningún abismo entre el gobierno que me tocaría encabezar y las necesidades profundas de compensar las desigualdades y desequilibrios de desarrollo que existen en este momento entre las regiones de nuestro país”.

García, de 62 años, dejará la presidencia con una popularidad del 42%, según el último sondeo de la firma Ipsos Apoyo divulgado a mediados de julio. Entre las razones de la aprobación de su gestión los encuestados señalan la construcción de “carreteras, hospitales, y obras de agua y desagüe”, con 51% de menciones, y “el buen manejo de la economía”, 40%.

Entre las razones de desaprobación de su gobierno, figuran con 66% de respuestas la corrupción, 59% el incremento de la delincuencia, y 28% el manejo de los conflictos sociales.

Cuando la prensa difundió cintas de audios de conversaciones telefónicas que revelaban presuntos negociados en una licitación de lotes petroleros, García afrontó el nivel más bajo de popularidad (19 en octubre del 2008.

En las conversaciones se mencionaban los nombres del entonces jefe del gabinete, Jorge del Castillo, otros ministros, y el secretario de la presidencia.

Desde entonces, permanece la percepción de la población de que ha habido corrupción en el gobierno. Los procesos penales abiertos en relación a ese escándalo siguen su curso.

García llegó por primera vez a la presidencia en 1985 a los 36 años. Era el presidente más joven de Latinoamérica. Su elección despertó el entusiasmo de los peruanos y su popularidad llegaba a casi el 90% cuando asumió formalmente el cargo.

Su primer gobierno significó un desastre para Perú. Tomó medidas populistas que produjeron una hiperinflación anual de 7.000% al final de su mandato en 1990.
C. SALAZAR

España:Cinco pequeños gastos que pueden salirnos muy caros

Ingresos anuales 20, gastos anuales 19,6 = felicidad
Ingresos anuales 20, gastos anuales 20,6 = miseria

Lo hacemos a diario, casi sin darnos cuenta, sin ser conscientes de lo que puede suponer para nuestra economía. Gastos tan comunes como comer fuera de casa, tomar más de un café, la pausa del cigarrito, jugar a la lotería o celebrar con una cervecita el final de la jornada laboral parecen insignificantes por separado. Sin embargo, en conjunto pueden dejar un agujero equiparable a una quinta parte de nuestro salario anual.

La dura realidad es que todo el dinero que gastamos hoy es dinero que no tendremos disponible mañana. Y estos pequeños gastos superfluos logran alejarnos de las cosas que realmente queremos.

Comer de restaurante, muy caro…
El 60% de los españoles no se lleva el tupper a la oficina y come fuera de casa. Esto supone un gasto medio de 257 euros al mes, según un estudio elaborado por la organización de consumidores FUCI. Al año, nos dejamos más de 3.000 euros en restaurantes.

El segundo gasto en importancia es el tabaco. Cada español fuma seis cigarros al día, la mayoría durante la jornada laboral, según el estudio ‘La Inversión en tabaco, alcohol y juego’, realizado por el Strategic Research Center de EAE Business School. Esto supone un gasto de casi 189 euros al año.

Por otra parte, el cigarrito va muchas veces acompañado de café. El último informe sobre los “Hábitos de Consumo de Café en España” realizado por la cadena Café & Té revela que el 55% de los consumidores de café toma como mínimo una o dos tazas diarias. Este hábito hace que, a una media de euro por café, nos dejemos hasta 730 euros cada 12 meses.

Y, por supuesto, no nos olvidemos del alcohol. A base de cañas, consumimos 0,27 litros de alcohol de media al día, lo que supone un gasto anual de 682 euros.

Dinero como para comprar un coche
El último pequeño vicio confesable de los españoles es la lotería. Da igual que sea el décimo de la once, la primitiva, el Euromillón o el Gordo de Navidad, la realidad es que cada año invertimos 645 euros en tentar a la suerte.

En conjunto, estos gastos fácilmente prescindibles suponen más de 5.300 euros al año. Dinero que, si en lugar de sacarlo de nuestra cuenta corriente, lo dejásemos en un depósito a plazo fijo con una rentabilidad del 4%, supondría que en cinco años habríamos ahorrado hasta 28.000 euros. Es. como puedes ver, un montante suficiente como para renovar la casa, comprar un coche al contado o dar la entrada para un piso.
¿A que ahora ya no ves con los mismos ojos la máquina de café de la oficina?
Roberto Arnaz